Memorándum: Cómo Marco Rubio le ha fallado a Florida

Cuando Marco Rubio rompió con su promesa de no postularse para la reelección en la Florida, demostró que su camino estaría atado a la mentalidad valemadrista de Donald Trump. Lo que no sabíamos en ese momento era la fuerza con la cual Rubio apoyaría a Trump y cómo se convertiría en un seguidor de sus políticas racistas y xenófobas que son tan peligrosas para nuestro país.

Rubio está elevando más aún su apoyo hacia Trump: dice que está dispuesto a aparecer en la campaña con Donald Trump.Recientemente, el Sun Sentinel reportó que Rubio “el jueves por la noche dio un fuerte discurso electoral – en favor de elegir a Donald Trump a presidente.”

A pesar de creer que Trump no se puede confiar con los códigos nucleares y de negarse a decir que Trump está calificado para ser el Comandante en Jefe, Marco Rubio sigue apoyándolo y está dispuesto a seguirlo en su campaña.

Esa es sólo una razón por la cual Marco Rubio le ha fallado a la Florida durante su mandato en el Senado. Desde el momento en que llegó en enero del 2011, se enfocó en postularse para la presidencia a costa del pueblo de la Florida.Incluso ahora, después de haber fallado en la carrera hacia la presidencia y haber perdido el apoyo de 66 de los 67 condados en la Florida, Rubio aún se niega a comprometerse a servir un plazo completo de seis años si fuera reelegido.

Los residentes de la Florida le dieron seis años para demostrarles que él estaba puesto para servirles, no para servirse a sí mismo. Aun así, Rubio no les ha dado ninguna razón para confiar que él cumplirá con sus deberes en nombre de la Florida.

¿A qué nivel le ha fallado Marco Rubio a la Florida?

  1. Rubio fue un senador ineficaz
    • Marco Rubio puede tener mucha ambición, pero no tiene ningún logro que lo respalde. Talvez es porque “el odia” el senado, según uno de sus amigos. En el tema del Zika, la mayor crisis de salud pública en la Florida este año, Rubio ha demostrado que carece de influencia con sus colegas republicanos para lograr hacer algo. Los $1.900 millones de fondos de emergencia que solicitaron hace siete meses no han salido del Congreso.

      Un artículo del Tampa Bay Times señala que Rubio “carece de grandes logros legislativos” y otro artículo informa que “mientras Rubio habla de grandes ideas en su campaña electoral, no ha seguido adelante con ninguna de sus ideas en Washington,” citando una reforma tributaria acerca de la cual había hablado y una revisión del crédito fiscal por ingreso del trabajo. Según Politico, “Rubio no se ha enfocado en los temas de la Florida como senador, dejando que su oponente demócrata salga adelante.”

      Rubio fue reprendido por el Tampa Bay Times durante la mitad de su plazo como senador como “alguien que pasa más tiempo en su oficina escribiendo libros de autopromoción” en vez de “alguien que patrocina legislación.” Con ese punto: de los 83 proyectos de ley que Rubio patrocinó en el senado, solo dos se han convertido en leyes.

      Rubio no ha podido realizar ni una sola de las funciones más básicas de representar a los residentes de la Florida: votar y asistir a las reuniones de comité. Rubio tenía uno de los peores registros de asistencia y votos en el Senado, incluso antes de que se postulara para presidente. Según GovTrack:

      “Desde enero de 2011 hasta julio de 2016, Rubio falto a 234 de 1.616 votaciones nominales, el 14,5%. Esto es mucho peor que el mediano del 1,7% entre los registros de todos los senadores que sirven actualmente.”

      Rubio falto al 68% de todas las reuniones de comité durante su tiempo en el Senado—falto al 60% de las reuniones de Relaciones Exteriores mientras decía que su puesto en ese comité le dio experiencias importantes.

      El Tampa Bay Times dijo que su falta de asistencia y su record de votación “pinta un panorama sombrío de su participación en las responsabilidades de día a día del trabajo.”

      No es ninguna sorpresa que los residentes de la Florida están a punto de privar a Rubio de una segunda oportunidad de representarlos.

  1. Rubio está entre los más extremos
    • Marco Rubio fue miembro original del Tea Party cuando llegó al poder en el 2010 y desde ahí, se ha vuelto más extremo y desfasado con la Florida.  El Associated Press señaló que “muchas de sus prescripciones de política nacieron en la misma época que está prometiendo dejar atrás.”

        • Rubio se opone vehementemente a la igualdad de matrimonio.
        • Rubio dijo que el Seguro Social y Medicare “nos debilitan como pueblo,” y quiere aumentar la edad de jubilación y apoya la privatización parcial de Medicare.
        • Rubio se opone a los programas de inmigración para familias del Presidente Obama (DACA y DAPA).
        • Rubio se opuso a la bancarrota para Puerto Rico.
        • Rubio niega la ciencia detrás del cambio climático causado por los seres humanos.
        • Rubio se opone a un aumento del salario mínimo.
        • Rubio tiene una calificación “A” del NRA y se opone a la legislación de seguridad de armas de sentido común como la verificación de antecedentes penales universales para la compra de arma, y la prohibición de compras de armas por personas sospechadas de terrorismo.
        • Rubio eliminaría el Departamento de Educación.
        • Rubio le quitaría el seguro de salud asequible y de calidad a 1,6 millones de residentes de la Florida con revocar el Affordable Healthcare Act.
        • Rubio presentó un plan de impuesto regresivo que le daría al uno por ciento recortes de impuestos más de 103 veces mayor que el 20 por ciento de los trabajadores más pobres.
        • Rubio votó en contra el Paycheck Fairness Act y llamó a la legislación que exige el mismo pago para el mismo trabajo entre hombres y mujeres una “pérdida de tiempo.”
        • Rubio votó en contra de la Ley de Violencia Contra la Mujer.
        • Rubio se opone al derecho de las mujeres a elegir, incluso en casos de violación o incesto.
        • Rubio apoya desfinanciar Planned Parenthood.
        • Rubio apoya las leyes discriminatorias como RFRA que permiten a las empresas discriminar contra las personas LGBT.
        • Rubio votó para reducir a los Pell Grants que ayudan estudiantes de bajo ingreso asistir a la universidad.
        • Rubio se opuso a la reautorización del Export-Import Bank.
        • Rubio voto para requerir identificación con fotografías paras las elecciones federales.

  1. Rubio trabaja para sus donantes más grandes, no los votantes
    • Marco Rubio está en el bolsillo de sus más grandes donantes y ha usado su posición política para avanzar a la agenda de sus donantes a costa de la gente de la Florida. Algunos resaltos:

      El benefactor multimillonario de Rubio, Norman Braman, ha controlado a Rubio desde su tiempo en la Cámara de la Florida. De usar su personal para responder rápidamente a las peticiones de Braman cuando pidió ayuda con los papeles de inmigración para la hija de una amiga, a asegurar mediante victoria legislativa en el 2005 $5 millones en fondos estatales para un centro de investigación de cáncer con el nombre de Braman, a pelear en favor de argumentos parecidos a los de Braman en una pieza legislativa “técnica” que ayudó los intereses de Braman en algunos de sus trabajos públicos en el 2008, Rubio ha trabajado en conjunto a su benefactor multimillonario. No es sorprendente que, durante su campaña presidencial en el 2016, su plan de impuestos fue diseñado para ayudar a gente justo como Braman: multimillonarios.

      Rubio ha cotejado a los hermanos Koch a lo largo de su carrera – al punto de decir que les tiene “tremenda admiración” y que “le encantaría ganarse” su apoyo como candidato presidencial. Americans for Prosperity, un grupo afiliado con los Koch, presumió que habían convencido a Rubio a estar en contra del Export-Import Bank, y Rubio hasta firmó una promesa para “cumplir con las ordenes” de los Koch de oponerse a legislación sobre el cambio ambiental. De vuelta, Rubio y sus comités políticos han recibido no menos de $5.400.000 de los hermanos Koch.

      Paul Singer, “uno de los hombres más ricos y donante influénciales republicanos en el país,” según el New York Times, es uno de los más importantes recaudadores de fondos de Rubio, y lo ha apoyado desde su campaña para la cámara alta en el 2010. Como agradecimiento, Rubio ha apoyado legislación dedicada a la crisis de deuda en Argentina – donde Singer tiene su fondo de cobertura que se calcula ha escondido miles de millones de dólares.
      Rubio ha recaudado más de $3 millones de Wall Street, donde tiene un historial de darle prioridad a los intereses de sus donantes. Él ha votado por lo menos cuatro veces para cortar restricciones puestas por Dodd-Frank en los bancos más grandes, ha lastimado también al Consumer Financial Protection Bureau, y hasta ha votado para eliminar los impuestos sobre las ganancias de capital.